Bombas de Agua Solares

¿Quieres usar tu bomba de agua sin que esta consuma mucha energía eléctrica? Entonces para ti tenemos las bombas de agua solares, una alternativa no solo ahorrativa, también es una opción eco amigable que no genera ningún tipo de residuo.

¿Cómo funciona una bomba de agua solar?

Con ayuda de sus paneles fotovoltaicos, las bombas de solares absorben los rayos generados por el sol y en el interior de este aparato son convertidos en energía. Para activar este tipo de bomba, se acciona un interruptor el cual aprovecha la energía que se recolecta a los fines de succionar el agua que se requiere extraer.

Esto ocurre debido a que la energía producida acciona el motor que girará provocando una succión y extrae el agua con movimientos de centrifugado. Se puede moderar la velocidad, sin embargo, este también puede variar dependiendo de la intensidad con la cual está iluminando el sol.

Tipos de Bombas de agua solares

Existen muchos tipos de bombas de agua solares, pero las más demandas son aquellas que son sumergibles. Entre las usadas tenemos las siguientes:

  • Bombas de diafragma
  • Bombas de Tornillo helicoidal
  • Bombas centrífugas

Sin interesar el tipo de bomba que adquieras, es importante que la instalación de cualquiera de estas las realice un profesional de la materia. De esta manera, lograrás que las placas solares sean instaladas de manera correcta, no se dañe el equipo y te dure por más tiempo.

Ventajas de las bombas de agua solares

Si eres un gran defensor de la naturaleza y quieres evitar las emisiones innecesarias de dióxido de carbono, este es un punto favorable para que escojas las bombas de agua solares. Los paneles solares recolectan los rayos solares y no genera ningún tipo de desecho, siendo totalmente eco amigables.

En comparación una bomba de agua tradicional de superficie, tiene un gran rendimiento que te permite el suministro adecuado de agua que necesitas. Incluso en aquellos casos que requieras de una succión mucho mayor.

Las bombas de agua solares generan muy poco ruido en comparación con las bombas tradicionales de superficie.

A diferencia de otras bombas, las solares no necesitan la presión del aire para que puedan funcionar adecuadamente. De hecho, funcionan mucho mejor y generan un mayor impulso en la succión del agua.

Puedes estar salvo de correr accidentes o riesgos de electrocución, gracias a que no están conectada a una corriente eléctrica directa. Así que no hay tantos riesgos al hacer contacto con el agua mientras es succionado.

Solo es necesario hacer un mantenimiento preventivo una vez al año para que te asegures que todo siga funcionando a la perfección. Incluso mantenimiento es más sencillo, con tan solo verificar la lubricación de las piezas, el estado las válvulas y el cableado, así como hacer e respectivo cambio de aceite.

Desventajas de las bombas de agua solares

El único hecho que se pudiera apuntar en este tipo de bombas de agua, es que su potencia o fuerza de succión dependerá de que tan soleado está el día. Mientras este todo despejado, funcionará correctamente, pero olvídate usarla en un día nublado o de noche.